charles

David Copperfield es una novela escrita por Charles Dickens. Fue publicada por entregas en 1849, y en forma de libro en 1850.

Al igual que la mayoría de sus obras (a excepción de cinco de ellas), esta novela fue publicada en capítulos mensuales. Muchos elementos de la novela hacen referencia a la propia vida de Dickens, siendo probablemente la más autobiográfica de todas sus obras. Así también, el mismo Dickens señaló en un prólogo de la novela “de todos mis libros, éste es el que más me gusta”, y luego “como muchos padres, tengo un hijo preferido, un hijo que es mi debilidad; este hijo se llama David Copperfield“.

Resumen

El libro es la narración por parte de David Copperfield de su propia vida, desde su nacimiento hasta su edad madura, y de aquellos que le rodearon, para bien o para mal. Inicia el día en que nació, ayudado a venir al mundo por el Dr. Chillip, cuando su padre ya había fallecido. Clara era el nombre de su madre, y el de su niñera también, aunque ésta es llamada en todo el relato por su nombre familiar Pegotty. Betsy Trotwood es la tía del padre de Copperfield, y visita a Clara el día en que nace David, esperando ayudarle en la crianza del bebé si es una niña, sin embargo, se marcha decepcionada al ver que es un niño.

Clara se vuelve a casar cuando Copperfield tiene alrededor de siete años, con el Señor Murdstone, un tipo severo cuya ocupación en la vida pareciera ser casarse con jovencitas con dinero, e imponerle después su severo régimen, mismo que tuvo tristes consecuencias para con Copperfield y su madre. Cuando regresa a su casa, queda evidenciado que un niño no cabía dentro de aquel sistema, y cuando un día David muerde a Murdstone, este le castiga y le envía a una escuela lejos de su madre. Dicha situación deteriora la salud de Clara, quien a la vuelta de David durante el invierno, está embarazada, y fallece algunos meses después, seguida por su recién nacido hijo.

David queda abandonado a su suerte desde entonces, ya no vuelve a la escuela y para deshacerse de él, es enviado a trabajar a un negocio del que Murdstone es socio. Es alojado cerca de su trabajo por la familia Micawber, cuyas penalidades económicas David comparte por algún tiempo.

Luego de la muerte de Clara, Pegotty acepta casarse con el cochero Barkis, dado a que este matrimonio le da ventajas para mantenerse cerca de David.

David Copperfield (fragmento)

” Tenía mi cabeza sujeta como en un tubo; pero yo me retorcía a su alrededor rogándole que no me pegase. Se detuvo un momento, pero sólo un momento, pues un instante después me pegaba del modo más odioso. En el momento en que empezó a azotarme, yo acerqué la boca a la mano que me sujetaba y la mordí con fuerza. Todavía siento rechinar mis dientes al pensarlo.
Entonces él me pegó como si hubiera querido matarme a golpes. A pesar del ruido que hacíamos, oí correr en las escaleras y llorar. Sí; oí llorar a mamá y a Peggotty. Después se marchó, cerrándome la puerta por fuera y dejándome tirado en el suelo, ardiendo de fiebre, desgarrado y furioso.
¡Qué bien recuerdo, cuando empecé a tranquilizarme, la extraña quietud que parecía reinar en la casa! ¡Qué bien recuerdo lo malo que empezaba a sentirme cuando la cólera y el dolor fueron pasando!
Estuve escuchando largo rato; pero no se oía nada. Me levanté con trabajo del suelo y me miré al espejo. Estaba tan rojo, hinchado y horrible, que casi me asusté. Me dolían los huesos, y cada movimiento me hacía llorar; pero aquello no era nada al lado de mi sentimiento de culpa. Estoy seguro de que me sentía más culpable que el más temible criminal.
Empezaba a oscurecer y cerré la ventana. Durante mucho rato había estado con la cabeza apoyada en los cristales, llorando, durmiendo, escuchando y mirando hacia fuera. De pronto oí el ruido de la llave y entró miss Murdstone con un poco de pan y carne y una taza de leche. Lo puso todo encima de la mesa, sin decir nada, y mirándome con ejemplar firmeza. Después se marchó, volviendo a cerrar la puerta tras de sí.
Era ya de noche, y yo continuaba sentado en el mismo sitio, con la esperanza de que viniera alguna otra persona. Cuando me convencí de que ya aquella noche no volvería nadie, me acosté, y en la cama empecé a meditar con temor en lo que sería de mí en lo sucesivo. ¿Lo que había hecho era un crimen? ¿Me meterían en la cárcel? ¿No habría peligro de que me ahorcasen? 

Una nueva vida inicia para Copperfield, quien es enviado a una nueva escuela y puesto al cuidado de Mr. Wickfield, quien tiene una hija llamada Agnes, y bajo la dirección del Dr. Strong, director de la escuela y esposo de una jovencísima Sra. Strong.

La escuela acaba, para satisfacción de Betsy, quien coloca a Trotwood, como ha rebautizado a David, como aprendiz de procurador, posición donde conoce a la hija de su empleador, Dora Spenlow, de quien se enamora.

Se casa con Dora, pero poco tiempo después ésta enferma, y se da cuenta de que fue un error casarse con David.

David se da cuenta de que siempre estuvo enamorado de Agnes y es con ella quien quiere estar. Se casan, y David deja la profesión de abogado para ser escritor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s